Noticias

GOTA, ENFERMEDAD QUE CAUSA DOLOR Y LIMITACIÓN DE MOVIMIENTO.

Dolor, inflamación y limitación de movimiento en la articulación donde se acumuló el ácido úrico son síntomas de gota, informó Gabriela Huerta Sil, médico adscrito al Servicio de Reumatología del Hospital General de México.

Cuando pasa el tiempo y el control no es adecuado hay destrucción de tendones, ligamentos y deformidades.

Es una enfermedad inflamatoria, tiene que ver con el metabolismo del ácido úrico, se presenta cuando una persona lo produce de más o porque no puede desecharlo, se presenta con mayor frecuencia en la segunda y tercera década de la vida principalmente en hombres.

Señaló que todos tenemos esta sustancia en la sangre, pero cuando sobrepasa un límite ya no es tan fácil disolverlo, entonces circula y se deposita en diferentes partes del cuerpo, principalmente en articulaciones, tejidos blandos o en el riñón donde se pueden formar litos de ácido úrico que provocan dolor intenso, infección de vías urinarias y si no hay tratamiento adecuado provocan insuficiencia renal.

El inicio es súbito, la persona se duerme y el dolor e inflamación lo despiertan, de ahí puede desarrollarse en rodillas, tobillos, codos o manos, sin embargo se presenta con mayor frecuencia en el dedo grande del pie.

La especialista comentó que los hábitos alimenticios influyen en el desarrollo de la gota, hay algunos alimentos que incrementan la producción de purinas que son el sustrato para la formación de ácido úrico. Sin embargo existe la creencia de que quienes padecen esta enfermedad tienen prohibido comer carne roja, no obstante los estudios que se han realizado al respecto reflejan que todo lo que comemos contribuye a la producción de ácido úrico simplemente lo que varía es la cantidad.

Aseguró que quienes padecen esta enfermedad pueden comer de todo, la recomendación médica es combinar alimentos que elevan la producción de ácido úrico con los que la bajan, es decir formar un equilibrio, consumir frutas y verduras, evitar la piel del pollo rostizado y enfatizó que no hay ningún alimento contraindicado.

Gabriela Huerta agregó que es una enfermedad curable, en cuanto el paciente mejora su ácido úrico se remiten los cuadros de inflamación y dolor, no obstante deben llevar un control de alimentación permanente y tomar medicamentos durante mucho tiempo.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button
Close