Noticias

¡Es hora del Cereal!

 

“El desayuno es el momento ideal para que el bebé disfrute del cereal, porque le aporta energía que necesita a lo largo del día” Paula Canchola.

Gerber, marca preferida y reconocida como experto en nutrición infantil de Nestlé, llevó a cabo hoy por la mañana una presentación muy detallada de sus tres cereales infantiles (arroz, avena y cuatro cereales) con productos 100% naturales que ayudan a complementar la alimentación de los bebes a través de sus altos contenidos en hierro y calcio.

 Durante el evento se mencionó que los cereales son una excelente opción para iniciar con los alimentos sólidos del bebé, y como parte de su alimentación complementaria, ya que a partir de los seis meses de edad, su dieta debe conformarse no sólo por leche materna, sino por otros alimentos que complementen su nutrición de acuerdo a cada etapa de su desarrollo y en las cantidades adecuadas para su pequeño estomaguito.

“La alimentación complementaria es el proceso que comienza cuando la leche materna ya no es suficiente por sí sola, es entonces cuando otros alimentos se vuelven necesarios dentro de su dieta para cubrir los requerimientos nutricionales de los lactantes. Ésta debe introducirse en el momento adecuado, es decir, todos los bebés deben empezar a consumir otros alimentos diferentes a la leche materna a partir de los 6 meses de vida”, declaró Paula Canchola especialista en nutrición infantil.

“Un bebé está listo para comer alimentos sólidos una vez que: duplica su peso al nacer, mantiene su cabeza firme, puede sentarse en una silla por sí solo, toma cosas con la mano, abre la boca cuando la comida se presenta y no la regresa por instinto” reiteró Paula.

La especialista también mencionó que a diferencia de otros productos, los cereales Gerber son de fácil digestión ya que a través de hidrolisis, proceso mediante el cual fueron previamente disociadas las cadenas de nutrimientos, él bebe puede tolerarlos y  digerirlos con mayor rapidez evitando así complicaciones estomacales.  Además, ofrece nutrimentos esenciales como el Hierro, importante para el desarrollo físico y mental; Vitamina C, que fortalece las defensas y contribuye en la absorción de hierro; y aporta hidratos de carbono que proveen al bebé la energía necesaria para crecer sin favorecer la obesidad. Por ello, es bueno considerar el cereal a la hora del desayuno, ya que este es el momento más importante para iniciar el día.

Es importante señalar que los cereales Gerber están preparados pensando específicamente en las necesidades de los bebés, es por ello que sus presentaciones se encuentran divididas por etapas, de un solo cereal o bien en combinaciones.

“Se recomienda que los cereales infantiles sean naturales, los cereales Gerber tienen bajo contenido de humedad y son deshidratados por lo que no requieren el uso de conservadores. Es muy importante considerar la cantidad de cereal adecuada para el estomaguito de los bebés – la sugerida por los expertos es 30 g de cereal al día ofrecida en 2 porciones de 15 g cada una, es decir 3 cucharaditas de cereal –.Y no olvides que una dieta correcta debe incluir alimentos de los diferentes grupos en cada tiempo de comida.” Recomendó la nutrióloga que finalmente hizo énfasis en asistir al pediatra en cualquiera de los casos.

Además de favorecer al desarrollo infantil,  con la ingesta de cereales en la hora del desayuno se busca establecer buenos hábitos de alimentación desde temprana edad, pues se da la sensación de saciedad al bebé regulando el consumo de alimentos adicionales en su dieta, reduciendo el riesgo de padecer sobrepeso y obesidad en la edad adulta.

Al terminar la reunión, se explicó que la promoción de dos bolsas de cereales con un tazón de regalo estará disponible en los supermercados hasta el mes de Junio aproximadamente.

Para más información puedes ingresar a la página www.mibebesano.com.mx o llama del DF y área Metropolitana al 5267 3308 y lada sin costo al 01800 SER MAMA (01800 737 6262) para el interior de la República, de lunes de viernes de 9 a 20 horas.

Gerber recomienda estos sencillos pasos para disfrutar  las primeras probaditas del bebé:

1. Aprovecha su buen humor. Toma ventaja de la primera sonrisa del día. Cuando el bebé esté despierto, de buen humor y con hambre, deberás estar lista con su desayuno.

2. Mézclalo. Comienza mezclando 3 cucharaditas (15 g) de cereal infantil con cuatro o cinco cucharadas soperas de leche materna (75 ml). La primera probadita de sólidos del bebé debe verse como algo más que sólo leche.

3. Consigue la cucharada apropiada. Usa una cuchara pequeña y suave  apropiada para proteger sus delicadas encías.

4. Déjalo explorar. El bebé se desarrollará experimentando, así que déjalo explorar y divertirse al ensuciarse con la comida.

5. Comienza con una cucharadita. Sumerge la punta de la cucharita en la mezcla de cereal, siéntate frente al bebé y sostenla a cierta distancia de su carita. Espera a que ponga atención antes de colocarla en su boca. Para la primera probadita intenta colocar un pequeño bocado de cereal en su labio; si le agrada coloca el siguiente cuando la abra. Recuerda aliméntalo a su ritmo.

6. Toma una foto. No querrás perderte ese momento.

No olvides comenzar con cantidades pequeñas de alimentos y aumentar la cantidad conforme crece el bebé.

La leche materna debe ser el único alimento hasta los 6 meses y continuarla el mayor tiempo posible después de iniciar la alimentación complementaria.

 

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button