Noticias

Guinea alerta por epidemia del ébola

La organización Médicos sin Fronteras (MSF) alertó sobre una epidemia “sin precedente” de ébola en Conakry, capital de Guinea, pues el virus letal comienza a dispersarse en varias ciudades del país africano.

“Estamos frente a una epidemia de una magnitud nunca antes vista por la distribución del número de casos en el territorio”, afirmó el coordinador de MSF en Conakry, Mariano Lugli.

“MSF ha intervenido en casi todos los brotes de ébola reportados en los últimos años, pero eran mucho más focalizados y en lugares más remotos. Esto complica enormemente la tarea de las organizaciones que trabajan para controlar la epidemia”, subrayó.

Artículos relacionados

MSF reforzó sus equipos en respuesta a los brotes de fiebre hemorrágica ubicados entre Conakry y al sureste del país, además desplazó a la zona, médicos, enfermeras, epidemiólogos, antropólogos y expertos en saneamiento del agua.

Además, traslado en helicóptero más de 40 toneladas de material para tratar de frenar la contaminación lo más rápido posible.

En Conakry, MSF reforzó la unidad de apoyo para el aislamiento de los pacientes ubicados en el hospital de referencia de Donka, en colaboración con las autoridades de salud de Guinea y de la Organización Mundial de la Salud.

Otros pacientes en otras estructuras, todavía están hospitalizados en condiciones que no son óptimas pues el aislamiento debe ser reforzada en los próximos días.

Al mismo tiempo, MSF ya ha comenzado a identificar a las personas que puedan haber estado en contacto con pacientes que ya se han contagiado.

La búsqueda de los casos y el aislamiento es la única manera de romper la cadena de transmisión del virus letal, pues de hecho no existe una vacuna, medicamento o tratamiento contra el ébola.

El virus provoca hemorragias hasta que la persona, de acuerdo a su constitución física y estado general de salud, soporta la enfermedad o sucumbe a ella.

En esta región, la observación de la aplicación de los pacientes identificaron brotes de la epidemia, lo que ayudará a controlar la propagación del virus.

Según MSF para detener el brote, es importante rastrear la cadena de transmisión. Todos los contactos de pacientes que puedan ser contaminados deben ser controlados y aislados a la primera señal de infección.

Asimismo, es importante que las autoridades de Guinea y de la Organización Mundial de la Salud (OMS) proporcionen a los medios información sobre los servicios médicos y las medidas de higiene que se deben observar.

Las autoridades de salud de Guinea cifran el saldo actual de la epidemia a 122 pacientes y 78 muertes. Asimismo encontraron casos aún no confirmados en laboratorio en Sierra Leona y Liberia.

 

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button