Noticias

El paraíso está en la tierra, está en México

1.- Cascada petrificada

Se ubica en  el Valle de Mitla, Oaxaca. Es una vertiente pétrea que se mantiene inmóvil en medio del verde exuberante que la circunda. La mayoría de los lugareños se refieren a esta catarata congelada como “Hierve el Agua”. La misma está formada por carbonato de sodio y magnesio con vetas de azufre que han dejado a esta formación como un manantial que detuvo para siempre su marcha al borde de la colina.  El plus de la catarata petrificada es que también se puede disfrutar de las piscinas naturales en lo alto de la montaña, desde donde emana el manantial, un verdadero baño al borde de un precipicio de vértigo.

mitla2_509249454.jpg

 

El agua posee una temperatura de unos 25 grados centígrados y las cascadas tienen entre 12 y 30 metros de alto. El manantial que dio origen a las cascadas se aprovechó para formar una gran alberca que actualmente funciona como balneario natural por sus aguas termales. Además, en la zona hay algunas pozas naturales excavadas desde donde pueden observarse muy bien las cascadas petrificadas.

mitla_939198434.jpg

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button