Noticias

Tres de cada 10 mexicanos afectados por problemas de tiroides

LaSalud.mx.- La Secretaría de Salud del Estado de Querétaro (Seseq), señala que los padecimientos de la glándula tiroides afectan a 30 por ciento de la población mexicana y de esa cifra, ocho de cada 10 pacientes son mujeres de entre 30 y 50 años de edad.

La dependencia señaló por medio de un reporte, que hoy 25 de mayo se celebra el Día Mundial de la Tiroides, fecha impulsada por la Federación Internacional de la Tiroides, con el fin de concientizar a la población sobre los problemas de salud que acarrean las enfermedades tiroideas. 

Detalló que las enfermedades de la glándula tiroidea pueden afectar a casi todos los órganos del cuerpo y ser perjudicial para la salud, y en algunas mujeres ocurre durante o después de un embarazo pero en casi todos los casos, el tratamiento de las enfermedades de la tiroides es seguro y sencillo. 

La tiroides es una glándula en forma de mariposa situada en la base del cuello frente a la tráquea, cuyas funciones son elaborar, almacenar y liberar dos hormonas: T4 (tiroxina) y T3 (triyodotironina).

Estas hormonas controlan el metabolismo, es decir, ayudan al cuerpo a utilizar la energía, mantener la temperatura corporal y a que el cerebro, el corazón y los músculos funcionen de manera normal.

La glándula tiroidea, a su vez, es controlada por la glándula pituitaria, que se encuentra en el cerebro, la cual elabora la hormona estimulante de la tiroides, que le indica a la glándula tiroidea que elabore más hormona si es necesario.

El mal funcionamiento de la tiroides se debe principalmente a dos afectaciones: hipotiroidismo e hipertiroidismo.

El hipotiroidismo se presenta cuando la glándula tiroides no produce suficiente hormonas T3 y T4 y el cuerpo empieza a funcionar con lentitud, y se pueden presentar síntomas como frío, fatiga, piel reseca, tendencia a olvidar cosas, depresión, estreñimiento.

El hipertiroidismo es cuando la glándula tiroides produce en exceso hormonas, disfunción que puede acelerar el metabolismo causando una pérdida de peso repentina, latido del corazón rápido e irregular, sudoración, nerviosismo, irritabilidad, temblor, evacuaciones intestinales frecuentes.

La Seseq precisó que el diagnóstico se realiza mediante un cuestionario sobre la historia médica y familiar del paciente, examen físico, y estudios de sangre, y el tratamiento depende de la edad, condición física y la gravedad del trastorno.

Debido a que los síntomas tanto del hipotiroidismo como del hipertiroidismo suelen confundirse con alguna otra enfermedad, se recomienda que cada cinco años, a partir de los 50 años de edad, se hagan exámenes regulares para detectar anomalías en la tiroides.

Las mujeres que corren un mayor riesgo necesitan hacerse estos exámenes antes de este período o más a menudo, finalizó el documento.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button
Close