Salud

Inicia el curso virtual: “La NOM-046 y su aplicación en la prevención y atención de la violencia”

LaSalud.mx .-Como parte de las actividades por los 16 días de activismo contra la violencia de género, inició el curso virtual “La NOM-046 y su aplicación en la prevención y atención de la violencia. Aspectos generales” para el personal de salud pública, coordinado por el Centro Nacional de Equidad de Género y Salud Reproductiva (DGEGSR) y la Dirección General de Calidad y Educación en Salud.

Los servicios de salud representan un espacio de oportunidad único y privilegiado para la detección y atención de la violencia. Las mujeres acuden cuando menos una vez en su vida, pero no siempre manifiestan espontáneamente que están viviendo violencia y que esta sea el motivo de la atención. Por ello, son fundamentales el desarrollo de conocimiento, competencias y habilidades para la actuación del personal de salud en todo momento, afirmó la directora general del Centro Nacional de Equidad de Género y Salud Reproductiva (CNEGSR), Karla Berdichevsky Feldman.

Al encabezar el inicio de los trabajos del curso coordinado por el CNEGSR, Berdichevsky Feldman dijo que, este ejercicio es una herramienta que fortalece la prevención y atención médica en casos de violencia de género. Puntualizó que la Norma Oficial Mexicana NOM-046-SSA2-2005 es de observancia obligatoria para las instituciones del Sistema Nacional de Salud y establece que las personas, en particular las mujeres que enfrentan una violación sexual, tienen derecho a recibir atención integral de manera inmediata.

También indicó que es importante que las mujeres afectadas reciban profilaxis en las primeras 72 horas posteriores a la agresión para evitar infecciones de transmisión sexual incluido el VIH, además de un método de anticoncepción de emergencia para prevenir un embarazo no deseado. Explicó que cuando no sea posible prevenir el embarazo producto de una violación sexual, todas las mujeres están bajo el amparo legal, por lo que tienen el derecho de recibir servicios de interrupción voluntaria del embarazo sin necesidad de presentar una denuncia, sino a simple solicitud.

Berdichevsky Feldman resaltó que, desde la perspectiva de salud pública, la prevención y atención de la violencia de género se enmarca en las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS), la cual ha señalado que los problemas de salud mental más frecuentes son depresión, intento de suicidio, trastorno por estrés postraumático, trastornos del sueño y de los hábitos alimentarios. Algunos comportamientos de riesgo, tales como actividad sexual precoz, uso indebido de alcohol, consumo de tabaco y de drogas, tasas más bajas de anticonceptivos y de condones fueron asociados a malos tratos físicos y de abuso sexual identificados en las atenciones brindadas en los servicios de salud.

Además, el problema de la violencia se ha agravado con el confinamiento por COVID-19. Se estima que en el mundo se registró un repunte en los eventos de violencia contra las mujeres, y a nivel nacional esta situación se ha visto reflejada en el incremento a las llamadas de líneas de emergencia. La directora general del CNEGSR puntualizó que “la violencia es inaceptable y tenemos la fuerte convicción y compromiso cotidiano para erradicarla. En el marco de los 16 días de activismo contra la violencia hacia las mujeres, implementamos programas de prevención y atención para mujeres, adolescentes y niñas, quienes ven vulnerados sus derechos”.

El objetivo es claro: necesitamos trabajar de manera conjunta en todo el sector para garantizar el acceso a las mujeres a una vida libre de violencia y reforzar los trabajos para la actuación del personal de salud en apego a la NOM-046-SSA2-2005”, puntualizó.

Por su parte, la directora de Prestaciones Médicas del Instituto Mexicano del Seguro Social, Célida Duque Molina, destacó que esta norma es prioritaria y también obligatoria en las unidades médicas del IMSS. “Tenemos que fortalecer la atención de urgencia a mujeres víctimas de violación, en el marco de la confidencialidad y siempre centrados en la seguridad de la mujer para otorgar evaluaciones médicas, consejería legal y anticoncepción de emergencia”, a través de mil 525 Unidades de Medicina Familiar (UMF) y los 252 hospitales que ya han iniciado acciones.

Anunció que del 8 al 10 de diciembre se realizará un congreso internacional donde se abordará la salud mental de las mujeres que han sido víctimas de violencia sexual y familiar.

En su oportunidad, la subdirectora de Atención al Derechohabiente del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE), Vanessa Prieto Barrientos, quien recordó que México fue uno de los primeros países en firmar acuerdos internacionales que proporcionan un marco de protección para las mujeres.

Así, desde 2019 el instituto ha desarrollado actividades de sensibilización de prestadores de servicios de salud y del 22 al 26 de noviembre se llevó a cabo la Semana de Especialización en Prevención y Atención Oportuna de la Violencia de Género.

En tanto que la encargada de despacho de la Dirección General de Calidad y Educación en Salud, Vanessa Vizcarra Munguía, indicó que el curso tiene como objetivo que el personal en formación y el que ya labora en las unidades médicas del país conozcan a detalle el contenido de la NOM-046-SSA2-2005 sobre violencia familiar y sensibilizarles sobre la importancia de la detección, la atención y la denuncia. El curso estará abierto para personal de IMSS, ISSSTE, así como de las secretarías de Salud de las 32 entidades federativas.

DZ

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Le recomendamos
Close
Back to top button