Entretenimiento

Twitter retrasa servicio de suscripción mensual por elecciones de Estados Unidos

El nuevo rumbo que toma Twitter Blue tras la compra de Elon Musk está definiendo diversos cambios. Uno de ellos es el proceso de verificación, el cual se efectuaría con un pago de 7.99 dólares al mes en Estados Unidos. 

La nueva versión de Twitter incluiría, además de la codiciada marca de verificación azul que se ganaría automáticamente, una gama de nuevas funciones enfocadas a motivar a los usuarios, así como se reducirían la cantidad de anuncios que se muestran en la plataforma.

Con 238 millones de usuarios, el servicio de una de las más pequeñas de las grandes plataformas solo estaría disponible en Estados Unidos, Canadá, Australia, Nueva Zelanda y el Reino Unido.

Artículos relacionados

No obstante, parece que abrir la puerta a cualquier verificado con solo pagar también crea un problema de veracidad en muchas de las cuentas; pues pese a que pudiera tratarse de una cuenta de noticias falsas, desinformación y con poca influencia, podría ser verificada con tan solo pagar la cuota mensual.

La medida podría tener como objetivo limitar las posibles consecuencias de los usuarios verificados que se hacen pasar por figuras políticas, gubernamentales o medios de comunicación que difundieran resultados falsos para desalentar el voto.

Censuran cuentas por troleo a Elon Musk

Los cuestionamientos hacia las medidas emprendidas por el magnate no se hicieron esperar y revelaron un posible fallo en el sistema de “verificación azul”. La comediante Kathy Griffin, Sarah Silverman, Valerie Bertinelli, entre otra ola de usuarios, se hicieron pasar por Elon Musk.

Griffin fue una de las primeras celebridades en ser censurada; había puesto como nombre de usuario el nombre de Musk, aunque su nombre de cuenta aparecía debajo, con su nombre real, @kathygriffin.

Por su parte, Sarah Silverman utilizó su cuenta verificada para trolear a Musk, copiando su foto de perfil, su imagen de portada y su nombre. De tal manera que lo único que distinguía un tuit procedente de la cuenta de Silverman era el nombre de @SarahKSilverman.

“Soy una absolutista de la libertad de expresión y desayuno caca todos los días”, tuiteó Silverman, además retuiteó mensajes de apoyo a los candidatos demócratas.

Por lo que, para el domingo la cuenta de Silverman ya tenía la etiqueta de “temporalmente restringida”, con una advertencia de que “ha habido alguna actividad inusual desde esta cuenta” que se mostraba antes de hacer clic en el perfil.

La actriz de televisión Valerie Bertinelli también cambió el nombre de su cuenta por el del CEO de Twitter, y tuiteó el viernes que “la marca de verificación azul simplemente significaba que tu identidad estaba verificada”. “Los estafadores tendrían más dificultades para hacerse pasar por ti. Eso ya no se aplica. Buena suerte ahí fuera”, agregó.

En los últimos meses, el magnate ha compartido teorías conspirativas sobre el ataque a Paul Pelosi, ha calificado a los demócratas como el partido de la “división y el odio”, y ha comparado al antiguo CEO de Twitter con Joseph Stalin.

TO

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top button