Noticias

Los cuidados del adulto mayor con diabetes

El cuidado de un adulto mayor con diabetes implica enfrentar situaciones específicas como: las condiciones médicas de cada persona, las limitaciones físicas y falla de memoria.

Algunos de los aspectos básicos del cuidado de un adulto mayor con diabetes deben contemplar que la persona reciba una nutrición adecuada, administrar los medicamentos de forma personal para cerciorarte que los toma apropiadamente y prevenir efectos secundarios por la interacción de medicamentos, así como lidiar con limitaciones físicas o mentales que pueden hacer difícil el cuidado de la diabetes.

Los cuidados de un adulto mayor requieren de conocimientos específicos por lo complicado que puede llegar a ser, en el caso de la diabetes, la Sociedad Americana de Geriatría ha desarrollado un compendio de guías muy entendible para mejorar el cuidado del adulto mayor con diabetes teniendo en cuenta los siguientes puntos:

Artículos relacionados

* El paciente con diabetes experimenta una alta tasa de muerte prematura, así como discapacidad física y mental.

* Son más propensos al desarrollo de enfermedades coexistentes, incluyendo presión arterial elevada, enfermedades cardiovasculares e infartos.

* Tienen un riesgo mayor de desarrollar algunas condiciones asociadas al proceso de envejecimiento, como depresión, reducción de la función mental, incontinencia urinaria, desmayos con golpes, dolor persistente y sobredosis de medicamentos.

Dentro de los aspectos que más se deben de tener en cuenta en el cuidado están:

* Nutrición. Asegúrese de que su dieta esté equilibrada, es decir, la diabetes eleva las probabilidades de que sufra deficiencia de vitaminas B, C y D, calcio, zinc y magnesio.

* Glucosa bajo control. Los niveles de azúcar en sangre muy elevados (hiperglucemia) o demasiado bajos (hipoglucemia) representan estados peligrosos, por lo que es vital seguir las instrucciones del médico para revisar estos índices continuamente. Ya sea que el paciente lo haga por sí mismo, o alguien lo ayude, es importante que quienes conviven con un adulto mayor con diabetes aprendan a usar el glucómetro.

* Inyecciones. Si él se administra la insulina, proporciónale el método de inyección que le resulte más fácil y cómodo de usar (plumas especiales, jeringas o agujas más cortas y delgadas, por ejemplo).

* Medicamentos. Administrar puntualmente inyecciones de insulina o los medicamentos prescritos es clave para el control de la enfermedad. Si esto se convierte en rutina, la persona se sentirá tranquila y sabrá cómo actuar si se encuentra sola o, incluso, si lo acompaña alguien que no esté familiarizado con su condición.

* Es importante mantener el control sobre sus horarios de comida ya que el alimento aumenta el nivel de azúcar en sangre, lo que significa que 1 a 2 horas después de ingerirlo, la glucosa se encontrará en su nivel más elevado, y luego empezará a disminuir.

* Siempre se debe de preparar una lista de los productos básicos que pueden necesitar en casa durante varios días, tanto alimentos como artículos de higiene y, sobre todo, medicamentos, de esta forma se podrá contar con ellos en cualquier momento.

* Ejercicio. Mientras más ejercicio realice el paciente, más azúcar utiliza y más rápidamente la transporta su organismo a las células, lo que disminuye la cantidad de glucosa en sangre. Sin embargo, es probable que por su edad, la actividad física consista solamente en realizar tareas en casa o el jardín, así como simple caminata por el patio o algunas cuadras cerca del hogar. Pidan ayuda al médico para establecer una rutina de actividad física segura y saber qué hacer en caso de hipoglucemia ocasionada por ejercicio.

* Agende citas periódicamente con el dentista para que tu familiar no tenga trastornos en dientes o encías, ya que por su condición esto puede ser problema continuo. Además, cuando un adulto mayor con diabetes come poco por problemas con su dentadura, se eleva el riesgo de sufrir niveles bajos de glucosa.

* Visión. Los problemas de visión en la tercera edad pueden acentuarse cuando se padece diabetes. Lleva a tu familiar con el oftalmólogo para que se realice exámenes de los ojos, por lo menos, una vez al año.

* Examine sus pies. Destina tiempo (y paciencia) para examinar los pies del paciente, a fin de detectar zonas de enrojecimiento. Llévalo al médico si tiene llagas, cortes en la piel o callos; es posible que se requieran visitas adicionales al podólogo para evitar complicaciones, como infección y amputación.

* El riesgo de un ataque al corazón o infarto que puede disminuirse con un manejo adecuado de la presión sanguínea y colesterol.

* Personas mayores con diabetes que han tenido un alto nivel de colesterol deben tener un cambio en la actividad física y alimentación o el agregar medicamentos que reduzcan el colesterol, recordemos que antes de iniciar una rutina de ejercicios el médico debe de indicarnos los más adecuados.

* Es recomendable que las personas mayores con diabetes se realicen pruebas de función renal para disminuir riesgos y poder prever.

* En adultos mayores con diabetes es más común que se presenten problemas como: depresión, desmayos con golpes, incontinencia urinaria, pérdida total de la memoria y otros problemas mentales, además de dolor persistente.

Para más información: [email protected]

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button